Dolor de dientes: Causas, enfermedades y soluciones

Todos en algún momento de nuestra vida hemos pronunciado la frase “tengo dolor de dientes” o “como me molesta esta muela”. Pero, en realidad, ¿qué es un dolor de dientes?

Por lo general, al utilizar estas expresiones nos referimos a molestias en los alrededores de los dientes o las mandíbulas, principalmente como resultado de una condición dental. En la mayoría de los casos, los dolores de dientes son causados por problemas como las caries dentales, un diente roto, una raíz expuesta o una enfermedad de las encías, pero también causa de estos dolores son los trastornos de la articulación de la mandíbula, es decir, de la articulación temporo-mandibular.

Hagamos un repaso de las causas más frecuentes:

Las caries dentales y abscesos dentales

Las caries son la fuente más común de dolor dental y consisten en agujeros que se producen entre las dos capas exteriores del diente, el esmalte y la dentina, siendo el esmalte de las zonas más externa, dura y de color blanco y la dentina la amarillo justo debajo del esmalte. Estos agujeros se crean debido a los ácidos bucales que disuelven el esmalte.

Si las caries son pequeñas, se tratan mediante empastes, pero si la cavidad es grande, es probable que se necesite de una corona para el tratamiento.
Por su parte, los abscesos se producen por una lesión grave de la pulpa, o parte blanda interior del diente, que provoca la muerte de su tejido y por lo tanto una infección del diente. En estos casos, el tratamiento más común es la extracción del diente o el tratamiento de conducto radicular, que consiste en eliminar el tejido de la pulpa antes de que muera.

Enfermedad de las encías

La segunda causa más común de dolor de dientes es la enfermedad de las encías o enfermedad periodontal. Se trata de la inflamación de los tejidos blandos (encía) y la pérdida anormal del hueso que rodea y sostiene los dientes en su lugar.

La enfermedad de las encías es causada por las toxinas secretadas por ciertas bacterias en “placa” que se acumulan con el tiempo a lo largo y bajo la línea de la encía. En casos más graves, se puede dar una pérdida de dientes, por lo que si existe una destrucción significativa de hueso y aflojamiento de los dientes, casi con toda seguridad necesitarán un entablillado o de algunas extracciones.

Sensibilidad en la raíz

Otra causa común de molestia son las raíces expuestas, es decir, raíces que se quedan al descubierto debido a que las bacterias provocan una recesión de las encías. Las raíces expuestas pueden llegar a ser extremadamente sensibles a los alimentos fríos, calientes, y amargos porque ya no están protegidas por huesos y encías sanas.

Las etapas iniciales de exposición de la raíz pueden ser tratadas con geles tópicos de flúor aplicados por el dentista o con pastas de dientes especiales (tales como Sensodyne o Denquel) que contienen fluoruros y otros minerales. Estos minerales son absorbidos por la capa superficial de las raíces para hacer las raíces más fuertes y menos sensibles. Algunos dentistas sellan las áreas sensibles mediante agentes de unión.

El síndrome del diente fisurado

El síndrome del diente agrietado o fisurado, es el dolor causado por un diente roto, sin cavidad asociada o enfermedad periodontal avanzada. Como ya se vio en otro artículo anterior, estas se producen por diversas causas y existen varias maneras de tratarlas, según su gravedad.

Trastornos de la articulación temporomandibular (ATM)

Estos trastornos producen dolor normalmente alrededor de los oídos o la mandíbula inferior. La ATM une el maxilar inferior con el cráneo y es responsable de la capacidad de masticar o de hablar. Las causas de la aparición de estas dolencias son diversas: lesiones faciales, artritis, fatiga muscular o el bruxismo (apretar o rechinar los dientes).

El tratamiento para este tipo de dolor consiste generalmente en anti-inflamatorios orales como el ibuprofeno o el naproxeno, aplicar sobre la zona compresas templadas, reducir el estrés e ingerir alimentos suaves. El bruxismo puede requerir una almohadilla de protección nocturna para los dientes, sin embargo, no mejora el dolor articular.

La impactación y erupción

Otra de las causas comunes del dolor dental son los dientes en erupción, que están en crecimiento o los que tienen afectación por posición incorrecta, por ejemplo, por empuje de las conocidas como “muelas del juicio”. En estos casos, las encías pueden inflamarse, causando molestias. Los dientes retenidos causan dolor cuando someten presión sobre otros dientes o hueso o si tiene algún tipo de infección.

El tratamiento suele basarse en analgésicos, antibióticos si existe infección o extracción quirúrgica.

Share on Google+0Tweet about this on TwitterShare on Facebook1

3 Comments

  1. Buens tardes tendo un canino retenido q esta d manera horizontal sobre as raices de los dientes
    18_19_20
    Me duele y mucho q solucion hay

  2. Interesante, el articvulo, pero incompleto. Duelen los dientes o mandibulas por razones distintas al estado dental?

  3. Interesante.no se si me podrian ayudar me duele el diente. Del frente de mi derecha dias se me pasa pero dias vuelve tengo mucha sencibilidad. No se si sea x eso si me podrian recomendar una crema la mejor no importa el precio o si me pueden explicar x q se debe este molesto dolor solo es en ese diente gracias

Deja un comentario

Required fields are marked *.